miércoles, 4 de febrero de 2015

Gracias Tegueste, gracias José Ramón Sampayo


…El vino, diabólica tentación de los dioses
                                nos rodea con brazos apasionados, 
                               nos transporta a regiones soberanas, al fluir
                               de las épocas, a emociones irracionales,
                               a la embriaguez de Lot…. De mi poemario “Himno a la vida”
 
Hace unas semanas José Ramón Sampayo, me invitó a participar en el Libro Forum Canario que él dirige en la villa de Tegueste, Tenerife. Y después de tres días de actividades culturales entre el Ámbito del Corte Inglés, Tegueste y Tejina.

Hicimos una Ruta Eno-Histórico por la zona norte de Tegueste y junto con un grupo de amigos, Luis León, mi pareja y yo nos sumergimos en el encanto de sus barrancos y el misterio de la laurisilva, nos sumergimos por una ruta de viñedos y laderas en las que una que otra vez se oía el piar de algún pájaro o el ladrido de un perro.

 Una caminata por los cauces de valles en donde antaño las mujeres lavaban las ropas y abrevaban los ganados, entre los espíritus de los árboles con los que las generaciones anteriores mantenían un diálogo.  


Un itinerario diferente en el que pudimos recorrer los espacios naturales y el paisaje que ese día era húmedo y lluvioso. Conocer algunas de las Bodegas de la comarca teguestera. Visitar habitaciones integrada por hileras de calderas y barriles en donde se maceran las uvas, que más tarde usando las nuevas tecnologías y la tradición de lo artesanal, les permite la obtención de vinos de excelente calidad capaces de competir con los mejores vinos de la Península.

Una divertida aventura en la que Pablo López, vinatero y enólogo junto con la guía Silvia Castro nos fueron acercando a la mitología, al inspirador de la locura y el éxtasis, a Dioniso, dios de la vendimia. A la historia de los vinos en Canarias que se remonta al siglo XV, a la labor que realizan los vinateros.  

Y en improvisados salones catamos distintos vinos. Disfrutamos de la textura y los aromas, el sabor y los olores de buenos caldos acompañados por la gastronomía típica de la tierra: quesos, higos, tortillas, jamón, queso, papas de Tenerife con mojo rojo.   

La ruta Eno-Histórico de Tegueste nos recordó los valores de antaño, las emociones sinceras de familias impregnadas de hogar y calidez que nos acogieron con generosa hospitalidad.
 
Una caminata que nos acercó a las Bodegas del Norte de Tegueste a unos viñedos que producen cientos de botellas vestidas de tinto, blanco y rosado dentro de la denominación Tacoronte /Acentejo. A unas bodegas donde se guarda el secreto de los caldos, la humildad de la tierra y la grandeza de unos vinos excelentes que se cosechan en ese precioso valle de Tenerife.  

La ruta finalizó frente a la Casa La Mirabala, antigua residencia y destilería de ron, del corsario Amaro Pargo, actualmente en ruinas, señaló José Ramón.

- Porque le han quitado piedra tras piedra en busca del “tesoro”

En ese momento se creó un vínculo entre la literatura y la historia y José Ramón Sampayo, ligó el sendero con la actividad cultural y, nos explicó brevemente la figura del famoso corsario que amasó una gran fortuna, y que cuenta la leyenda que la enterró en una de sus casas.

Y aunque nunca se ha encontrado el tesoro del que habla la leyenda, ha circulado durante doscientos años entre las paredes muertas de las casas en donde vivió el célebre comerciante tinerfeño, fallecido a finales del siglo dieciocho.

Mi agradecimiento a todos los que hacen posible el Libro Forum Canario y las actividades culturales que se generan a través de ella. A todos las personas que me arroparon en los actos culturales en donde participé.  Así como al piano de Fabián Prudencio de Ayube y el co-patrocinio de la Alcaldía (José Manuel Molina) y el Área de Cultura (concejala Remedios de León Santana) del Ayuntamiento de Tegueste.  Y a la magnífica degustación caliente socio/afectiva a cargo del chef Carlos Gamonal, Mesón El Drago, El Socorro, Tegueste, en el patio porticado de la Casa/Museo Prebendado Pacheco de Tegueste. Vinos "blessed" de Pablo López Betancort.


Gracias Tegueste, gracias José Ramón Sampayo.


facebook/rosariovalcarcel/escritora